4 consejos sencillos para conseguir una voz de Radio

Aprenda a conectarse con su audiencia de manera fácil hablando de manera natural. La voz ya no se imposta.

0

Nota publicada originalmente el 4 de mayo de 2017

¿Le gustaría sonar bien al aire?

Hay muchos elementos esenciales para conseguir esa voz distintiva, esa voz que le permitirá salir adelante en su carrera radiofónica, entre ellos el tipo de micrófonos que utilice y el procesamiento de su voz, pero indudablemente lo más importante es el manejo de su voz.

Para ello, es importante que ponga en práctica los puntos que le presento a continuación:

1. Entienda: usted no puede cambiar su voz

No importa lo que diga la gente: usted no puede cambiar su voz. Si usted trata desesperadamente de sonar de una manera muy diferente a como habla normalmente, podría lograr el efecto contrario.

Usted podría escucharse de una manera un poco extraña, y sus oyentes podrían terminar riéndose de usted si trata de sonar como un locutor de los años 80.

Las cosas han cambiado desde entonces, y ahora nadie espera escuchar al tradicional disc-jockey. Todos suenan diferente, y eso está muy bien. La gente quiere frescura, naturalidad, y no a alguien estancado en el tiempo.

Es importante ser usted mismo y conocer más acerca de su propia voz.

2. Hable de manera coloquial y no se acelere

La definición de ‘coloquial’ es “propio de la conversación corriente”. Es decir, hablar de manera natural, tal como usted conversaría con un amigo o conocido.

Esto nos debería preocupar siempre, y todos somos culpables de haber caído en este error ocasionalmente. Trate de tener siempre presente que debe respirar y mantener un ritmo normal. Si usted trata de hablar muy rápido la gente se dará cuenta de que no suena natural.

Cuando uno sostiene una conversación con alguien; cuando usted, por ejemplo, se sienta a conversar con un amigo en la sala de su casa, usted no empieza a hablar a toda velocidad. Si eso no lo hace en su vida normal, ¿por qué debería hacerlo al aire?

Si usted trata de decir demasiadas cosas en muy poco tiempo, no sólo podría trastabillar sino que es posible que el oyente no entienda lo que dijo.

Pero por otro lado, si usted habla demasiado lento, podría sonar aburrido. Algunas veces uno escucha en la Radio a locutores que hablan a paso de tortuga, especialmente en los horarios de tarde en la noche.

Lo ideal es lograr un ritmo natural, que suene como si estuviera conversando con alguien, que funcione bien con las características de su voz, y que sea atractivo para sus oyentes.

¿Por qué algunos disc-jockeys suenan de manera tan profesional?

3. Sea claro

Vocalice bien. Emplee un lenguaje sencillo. En la Radio de hoy no hay espacio para usar jerga o lenguaje callejero (a no ser que trabaje en una emisora muy popular o urbana).

Pero tampoco cometa el error de sonar demasiado formal, por el estilo de cómo sonaba la BBC de Londres en los años 50. Hace poco escuché en una emisora costarricense a un presentador referirse a su compañero como ‘mi querido contertulio’.

Lo importante hoy en día es sonar de manera amistosa y cercana, como si usted tuviera al oyente al frente suyo. Procure también hablar en singular, a una sola persona, en lugar de hablarle a un grupo de personas. Cambie su “qué tal, amigos” por “qué tal, cómo estás”.

Aunque muchos les hemos hablado en plural a los oyentes en tiempos pasados, es el momento de cambiar y acercarnos más a cada uno de ellos. Al principio puede parecer difícil, pero pronto se acostumbrará.

Eso sí, defina si le va a hablar al oyente de ‘tú’, de ‘usted’ o de ‘vos’, pero nunca mezcle esas formas. Nada peor que “dígame, ¿cuál es tu nombre?”.

4. Practique y perfeccione su estilo

Nunca deje de practicar, practicar y practicar. El viejo adagio es cierto: “la práctica hace al maestro”.

Mientras más tiempo pase al aire o haga grabaciones de demostración, mejor se volverá en su arte de hablarle al público o a sus oyentes de Radio.

También vale la pena considerar la opción de contratar un entrenador de voz. Realmente se trata de una buena opción si tiene el presupuesto para hacerlo. Los cantantes profesionales lo hacen. ¿Por qué usted no? Al fin y al cabo, su voz es su principal herramienta de trabajo.

Un entrenador de voz se sentará frente a usted y le ayudará a desarrollar su voz, a tener más resistencia sin cansarse, a ayudarle a alcanzar un paso más natural y a perfeccionar lo que usted habla.

Conclusión

Parte de ser un buen presentador de Radio no tiene mucho que ver con preocuparse por cómo suena al aire, si su voz es agradable y amistosa o si logra unos grandes tonos bajos de “locutor”. Lo que realmente importa es la forma como usted se conecta con su audiencia y tener siempre en cuenta qué es lo que ella quiere escuchar.

 

Agrega un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here