La radio corre por mis venas y mi ADN: Mariano Osorio

Continuamos con la segunda parte de la charla con Mariano Osorio, extracto del libro de monitorLATINO En la Misma Sintonía: Vidas en la Radio.

0

Hoy con Mariano

Así, como parte del equipo de Vale, María Elena Cantú y Rocío Escalona, Mariano comenzó a realizar entrevistas, a dar noticias y a poner en marcha una actividad que más tarde lo distinguiría: compartir reflexiones y leer cuentos para niños. En 1994 comenzó a conducir, en Stereo Joya, una revista matutina llamada Mariano en las Mañanas, que años después, a iniciativa de Francisco Aguirre, se convertiría en Hoy con Mariano, una gran producción de carácter un tanto experimental en tanto que fue, y sigue siendo, el primer programa de radio de gran formato en noviembre de 1999. La emisión, una de las más escuchadas del centro de México, se transmite de lunes a domingo de 6 de la mañana a 1 de la tarde a través de Joya 93.7 en la ciudad de México, y a otras 26 ciudades. Pero sus rasgos característicos no son sólo su duración, variedad y creatividad, sino el cuidado que el propio Mariano pone en ofrecer contenidos sustanciosos para una audiencia que lo sigue fielmente todos los días. El programa ha rebasado los límites de la propia radio. La sección de reflexiones, por ejemplo, se convirtió debido a la insistencia de los radioescuchas en discos que fueron éxitos de venta. En cuanto a la promoción de la lectura, a Mariano le gusta leer libros, entre los cuales destacó la novela Aura de Carlos Fuentes y cientos más. Aunque admite que la idea de leer libros completos por radio al principio horrorizó a los directivos, ha tenido tanto éxito que en 2013 Conaculta le otorgó un reconocimiento especial como promotor de la lectura por su sección “La Narración”. Llevo 20 años leyendo libros al aire, traer ese concepto a una estación musical era algo que aterraba a los que la dirigían en ese momento. Hoy te puedo decir que fue una de las necedades de las que más orgulloso me siento. Fue todo un atrevimiento.

Su labor como productor y conductor —y en un sentido más amplio, como comunicador— ha sido ampliamente reconocida en diversos ámbitos, tanto privados como oficiales. Desde 2006 la revista Líderes Mexicanos lo ha incluido en su lista de los 300 más influyentes de México dentro de la categoría Líderes de Opinión. En dos ocasiones se hizo acreedor al premio “Principios” que otorga el Consejo de la Comunicación al mejor contenido en la radio, en tanto que en 2010 monitorLATINO le otorgó el premio de Mejor Locutor del Año Pop. México puede tener en los medios de comunicación a un buen aliado o a su peor enemigo. Así como muchas veces dicen que somos lo que comemos, también creo eso de dime que escuchas y te diré quién eres. Y no es que unas cosas estén bien y otras mal; sólo que hay unas más convenientes que otras en determinadas circunstancias.

Si hay una preocupación que me acompaña todos los días, claramente es la de mantener frescos los contenidos, modernizarlos. El contenido de una emisión lo es todo. La propuesta siempre tiene que ir de la mano de lo que tu audiencia pide, de lo que la empresa requiere comercialmente y de la mano de tus anunciantes; pero también hay que atender esa preocupación de dar contenidos de más calidad, de hacer una aportación positiva a la vida de la gente, de tratar de salir de esa zona de confort que hace que pensemos que las cosas se van a arreglar solas. Siempre cito una máxima de Peter Drucker que me encanta: `Si quieres saber cómo será tu futuro, mira lo que estás haciendo en tu presente ́. Hoy creo que en México tendríamos que ocuparnos un poquito más por ser mejores. Afortunadamente contamos con una enorme pluralidad, con libertades y criterio libre que nos permite seleccionar cada quien lo que quiere, pero yo pienso que ahí es donde nosotros jugamos el contrapeso. La dinámica me parece que te empuja a arriesgarte y a hacer cosas diferentes y a ser tú, sobre todo. Nuestra audiencia tiene muchas opciones, y en su inteligencia sabe claramente que nadie tiene un contrato de por vida con nadie.

El papel de la mujer

En su programa de radio, y sobre todo en sus libros, se ocupa con especial énfasis de temas que interesan a las mujeres, que son quienes conforman el grueso de la audiencia del llamado “locutor preferido de las mujeres”. Para ellas ha creado también una “radio social, cultural y personal; promoviendo valores, buenos libros y una recopilación de ideas, pensamientos y ejercicios con el fin de contribuir al bienestar integral de los radioescuchas”. Las mujeres mexicanas han tenido un crecimiento exponencial desde el punto de vista intelectual, familiar y social. Yo las escucho todos los días y forman parte de mis preocupaciones diarias, Lo hago desde hace muchos años, cuando me iba en las camionetas a hacer promoción saliendo de mi programa a preguntarles, a escucharlas.

En los foros donde me presento a dar alguna conferencia, o a donde soy invitado a conducir algún evento, en el restaurante, o en la plaza en la que camino, tengo la fortuna de que la gente se acerca a mí, y ya una vez que nos saludamos y nos damos un abrazo siempre tengo una pregunta lista para hacer. Esa pregunta tiene que ver con lo que estamos haciendo en el programa, y ellas son quienes me ayudan a construir el esquema de una emisión que con tantas horas al aire lleva varios años. Me gusta escuchar que se preocupan cada vez más por su salud y no solamente por la de su familia; me gusta saber que están conscientes de que tienen no sólo el derecho, sino también la obligación de ser felices. Hoy las veo con más poder que nunca, legítimamente puestas como la cabeza de las familias de México. Las veo como un referente importante en términos de honestidad, responsabilidad y confianza. A mí me parece que las mujeres en México claramente son un camino a seguir. Yo creo que estamos cerca de ver a una mujer dirigiendo el destino de este país, y eso sería no sólo sano, sino deseable.

El locutor más confiable de la radio

La radio, aunque es claramente la vocación de Mariano, ha sido insuficiente para llevar su mensaje tan característico, que ha sido reconocido como positivo y promotor de los valores. No en balde, en septiembre de 2016 fue reconocido, por segunda ocasión, por un valor que escasea en nuestro país: la confianza. Con base en una investigación nacional realizada por la revista Selecciones del Reader ́s Digest a través de Ipsos Bimsa —una empresa de investigación de origen francés—, en el que se midieron los niveles de confianza que los mexicanos tienen en marcas y personalidades, Osorio fue reconocido como el locutor en el que más confían los mexicanos.

Además de sus cinco álbumes de reflexiones, que se convirtieron en discos de oro y platino, en 2006 incursionó como escritor y publicó Mariano en Tu Vida, dirigido más hacia la persona como individuo, y un año después Mariano en Tu Familia, con mayor énfasis en la vida familiar. En 2009 aceptó, después de tres años de insistencia, una oferta para trasladar su programa a la televisión, al Canal 2 de Televisa, para lo cual puso una condición: no dejar la radio. Después de 27 años en el medio, puedo decir que la radio es lo más importante para mí, y a partir de eso, todo lo demás puede encontrar acomodo. No creo que sea más importante que la tele, ni el caso contrario. Cada medio tiene una profundidad muy grande. (Pero) la radio para mí es claramente un estilo de vida, para mí representa la realización de todos mis sueños. Me ha dado y me ha formado en todo lo que soy el día de hoy. Me permite seguir creciendo y seguir construyendo; me ha llevado a grabar discos, hacer libros y programas de televisión, a narrar películas como Los Minions, me ha permitido encontrarme con la gente más interesante que he conocido en mi vida, me ha dejado viajar en sentido literal y en sentido figurado a donde he querido. Hay gente que nace para la actuación, hay gente que nace para cantar y otra que nace para la tele. En mi caso la radio corre por mis venas y mi ADN. La radio es mi vida.

COMPARTIR

Agrega un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here